nina-leyendo-un-libro-1920x1200_2364

¿Cómo promocionar y vender tu libro?

Bubok se creó con el fin de cumplir el sueño de todo escritor de ver su libro publicado. Sin embargo y lamentablemente, después de poner tu libro a la venta aún queda un reto muy desafiante: llamar la atención del lector. El éxito de los que lo consiguen, siempre responde al énfasis que ponen sus autores para promocionarlo y darlo a conocer.


Podríamos decir que el nacimiento de un libro empieza en la creación del contenido, pasa por el proceso de publicación y finaliza con la promoción de éste. Y es ésta última fase, sin duda, la más ardua para el autor.  En cualquier caso es importante tener en cuenta una serie de aspectos que tendrán una importancia clave en el mayor o menor éxito del libro en Bubok.

Los invitamos a descargar gratuitamente nuestra “Guía práctica para vender tu libro”:

Recuerda informarnos de tus éxitos. Nosotros estaremos encantados de dar visibilidad a tus resultados con las herramientas que tenemos al alcance.
Como caso ejemplo, queremos presentarle la experiencia de Fernando Silva de Sta. Rosa, La Pampa, autor de “Biofacto“ y “Postales desde Europa“, que conjugó su pasión por escribir, sus conocimientos de diseño multimedia y entusiasmo incansable por difundir su obra.

Es así, que refuerza su obra con la publicación de videos, wallpaper, etc., para que sus seguidores puedan disfrutar de un complemento visual especialmente realizados para reforzar su obra

Fernando nos cuenta:

“Las cosas no suceden por casualidad. Es más, si uno no pone empeño es muy probable que los sueños queden en simples esperanzas. Es por eso que decidí —hace unos meses— dar impulso a mi carrera de novelista haciendo uso de las herramientas a la mano, específicamente, usar internet como herramienta de promoción y es mas facil encontrar editoriales que busquen escritores. Con gusto vine a darme cuenta de que era el momento adecuado por las siguientes razones:

*Los libros digitales comienzan a venderse como pan caliente, superando —en algunos casos— las ventas de los libros físicos y tradicionales.

*En consecuencia las librerías digitales comienzan a aparecer aquí y allá, dando a los escritores menos conocidos la posibilidad de llevar su obra al gran público que suponen los millones de usuarios en la nube.

*Los readers (tabletas digitales de lectura) aparecen como el walkman de las letras. Ahora puedes llevar tu biblioteca adonde quieras para consultarla en el momento deseado. Y no solo eso, también puedes descargar en forma directa diarios, revistas, novelas, etc.

*Las editoriales tradicionales van —poco a poco— buscando maneras de adaptarse a tiempos que los mismos editores definen como de “profundos cambios en la forma de leer y escribir”.

Fue entonces que me propuse trabajar de una nueva manera, reinventar mi trato hacia el oficio de novelista y transformarlo en un compromiso directo con el lector, un compromiso semanal de publicación multimedia. Y en este punto es que las redes sociales y BUBOK llegan para ofrecernos una herramienta determinante: cuéntale a todo el mundo lo que estás haciendo.

Podríamos resumir estas herramientas a los siguientes puntos:

*BUBOK: por permitir la edición gratuita de libros con el aliciente de la impresión por demanda. ¿Qué mejor que comprar un libro en internet y que luego llegue a tu casa?

*Facebook, Twitter, Sónico y otras redes sociales: son la mejor marquesina para los proyectos.

*Blogs: una herramienta simple y fácil de usar donde se puede publicar contenido de manera periódica.

*Sitio personal: si tienes la posibilidad construye uno o pide que lo hagan, es tu lugar en la web.

De todos modos, creo que uno de los puntos más importantes es ofrecer algo nuevo. Cuando nos hablan de leer una novela a todos se nos viene la imagen de un libraco pesado sobre la mesa. Pero en esta era las cosas están destinadas a ser diferentes. Claro que cada cual encontrará la mejor manera de mostrar lo que hace, pero creo que es muy importante hacerse a la idea de la inmediatez de la publicación digital. Si se elije editar —por ejemplo— un capítulo por semana, eso no va a ser suficiente. Los lectores aprecian y agradecen contenidos intermedios: adelantos del próximo capítulo, fondos de pantalla para sus computadoras, etc. Todo esto agrega un valor al producto: el lector lo ve como algo serio y profesional. No importa si lo haces en el garaje de su casa o si tienes que ir a un cyber para acceder a internet, como dije, cada cual encontrará su método. Pero en lo que a mi pequeña experiencia refiere, además de contar una buena historia, hacen falta ganas de mostrarla, compartirla y promocionarla con las herramientas que tenemos a la mano. El resto —y dentro de ello está mi expectativa de poder vivir de lo que amo— el tiempo lo dirá.”

Tags: corrector editorial

Categories: LECTURA

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *